Casos de innovación abierta que han agregado valor a las empresas



Una de las bicicletas más compradas en el mundo es la bicicleta de montaña. Su éxito radica en que la doble suspensión y la evolución de sus frenos le permiten llegar a lugares que antes eran impensados para un vehículo como este. No es gratuito que en algunos países de Suramérica sea conocida como la bicicleta “Todo Terreno”, pues anda perfectamente tanto en vías pavimentadas como en caminos destapados, empinados o irregulares.


Pero, ¿sabían que esta bicicleta es el resultado de un proceso de innovación abierta?

Muchos pensarían que ideas como esta provienen de grandes industrias que están buscando constantemente cómo potenciar su producto, para ampliar o fidelizar su mercado; pero la verdad, es que algunas de las características más valiosas que tienen los objetos que usamos en nuestro día a día y los servicios de los que nos beneficiamos, han sido ideados por usuarios y consumidores propositivos que, afortunadamente, han sido escuchados por las empresas.


Las mejores ideas salen de lugares inesperados, entusiastas que llevan la innovación en su ADN y siempre están resolviendo retos, incluso, antes de que estos retos sean evidentes para alguien más. De hecho, han sido muchas las organizaciones que le han agregado valor a su negocio o a sus productos gracias a la innovación abierta. Aquí les contamos algunos casos.


UN NUEVO PRODUCTO PARA LEGO


Lego es una de esas empresas que siempre aparece en la cabeza cuando hablamos de creatividad, pero esto no solo se debe a que su departamento de I+D esté lleno de genios, realmente es gracias a que tienen una gran plataforma de innovación abierta en donde constantemente están recibiendo ideas, para luego elegir las mejores y hacer realidad aquellas que más potencial tienen de ser un éxito en ventas.


¿Recuerdas cuando Lego sacó su edición especial de Big Bang Theory? Este producto fue una propuesta que se recibió por medio de la plataforma, Lego la hizo realidad, le pagó al creativo por su trabajo y, más tarde, fue uno de los productos más vendidos en su segmento adulto.



NUEVAS FUNCIONALIDADES EN FACEBOOK


Una forma de innovación abierta es también crear espacios para que todos dentro de las empresas puedan proponer ideas de valor, es decir, una tarea que suele estar en áreas específicas como I+D o Mercadeo, se abre para que todos participen, desde el vigilante hasta el CEO, todos trabajando para pensar en algo nuevo. Así lo hace Facebook por medio de sus hackatones.


Ideas tan exitosas como el botón “Me gusta”, las líneas de tiempo de Facebook y la posibilidad de agregar la bandera LGBTQ a la foto de perfil, han sido el resultado de procesos de innovación abierta en donde personas que tiene otras funciones dentro de la empresa, han podido mostrar su talento y han mejorado la experiencia de los usuarios de Facebook.



ECONOMÍA CIRCULAR Y COLABORACIÓN EN MASISA


Hace algunos años, Masisa, una reconocida empresa que produce y distribuye madera para las industrias que fabrican muebles y otros productos, tuvo que afrontar uno de los más grandes desafíos operativos de su historia: Deshacerse de sus residuos de una manera económica y con un menor impacto ambiental.


Este reto se convirtió en una gran convocatoria de innovación abierta en donde miles de personas presentaron formas de gestionar los residuos de madera que producía Masisa, para evitar que terminaran en los vertederos y pudieran ser utilizados de nuevo. Fue así como Masisa pudo conectarse con un emprendimiento en Inglaterra que fabricaba tejas de madera para viviendas de sectores vulnerables y ahora impacta de manera positiva el mundo de 3 formas: contribuye al crecimiento de una empresa pequeña, produce menos basura y beneficia a comunidades que lo necesitan.


¿Te imaginas todo lo que podría lograr tu empresa por medio de la innovación abierta?


En Channge te asesoramos. ¡Clic aquí para contactarnos!



144 visualizaciones

Entradas Recientes

Ver todo